El auge de la fiesta de Halloween -forma escocesa que acortaba la frase en inglés clásico “All hallows even”, que significa “víspera de todos los santos”, en el mismo día que la celebración católica del 1 de noviembre-, ha hecho que se celebre en muchos países que no tenían tal tradición, propia del mundo anglosajón, aunque no tanto en Australia y Nueva Zelanda.

La fiesta de Halloween se acompaña de calabazas vaciadas con una vela dentro y unos cortes simulando los ojos y la boca, los relatos y películas de terror, la visita de los niños por los domicilios pidiendo caramelos con la pregunta de ¿Truco o trato?, y las fiestas de disfraces de estilo mortuorio y terrorífico.

Toda esta celebración alrededor de Halloween al estilo anglosajón conlleva también su versión gastronómica. En este sentido, está las visitas de los niños al vecindario para solicitar el truco o trato, una expresión traducida muy libremente del inglés: “trick or treat?”, aunque en realidad su significado es “susto o regalo”, o “treta o regalo”, con la idea de que se les entregue algún caramelo, dulce o golosina, o si no, los críos le harán alguna travesura, susto o broma al vecino.

Esta costumbre en realidad tiene una tradición en Europa mucho más antigua de lo que se pudiera pensar, pues se basa en la costumbre de pedir el “soul cake”, pan de almas, en la Inglaterra e Irlanda medievales, parecido a la tradición portuguesa de la Edad Media de pedir el pâo por deus, pan de dios, o la de pedir el migallo en Galicia, o la solicitud de comida por el sufragio de las almas en Ibiza.

En muchos sitios la comida de estas fechas se ha adaptado al estilo que las preside y se preparan platos con nombres y formas o apariencia relacionada con la muerte y lo terrorífico. Este es el caso de los sandwiches funerarios. Te explicamos lo que son y cómo hacer sandwiches funerarios.

¿Que necesitas para hacer sandwiches funerarios?

  • Panes de molde
  • Mantequilla o margarina
  • Jamón de york
  • Quesos variados
  • Pollo cocido en tiras
  • Jamón serrano
  • Diversos embutidos
  • Lechugas variadas
  • Zanahoria
  • Tomate fresco
  • Espárragos
  • Huevos duros
  • Pepinillos
  • Mayonesa
  • Ketchup
  • Mostaza
  • Salsa Worcestershire
  • Crema de cacao y avellanas para untar
  • Cuchillos
  • Boles
  • Palillos

halloween pumpkin on black background

Instrucciones para hacer sandwiches funerarios

  1. Prepara los ingredientes. Necesitarás pan de molde blanco o integral, jamón de york, jamón serrano en lon chas finas, pechuga de pollo cocida y picada, queso en lonchas variado, atún en lata, mayonesa, mostaza, ketchup y otros aderezos que te gusten a ti o a tus invitados, igual que otros embutidos que prefieras o rellenos, como puede ser el fuagrás y distintos patés,e tc. También puedes usar salchichas cocidas de diversas clases.
  2. Utensilios y lugar de trabajo. Ponte en una mesa o encimera donde puedas preparar los sandwiches funerarios con comodidad y tranquilidad. Asegúrate que tienes los cuchillos necesarios, para cortar el pan y los embutidos, y los de untar en su caso. Puede que necesites algún bol para mezclar los ingredientes con que rellenarás los sándwiches. Si tienes todas las salsas, como la mayonesa, la mostaza, el ketchup, salsa de curry, et…
  3. Monta los sándwiches. Utiliza diversos panes de molde, porque se acomoda mejor a preparar los sándwiches funerarios, blanco, integral con distintos cereales, más grueso o no, sin la corteza y con ella; y unta las caras de las rebanadas del interior de cada sandwich que hagas con la salsa y aderezo que prefieras. Por ejemplo, el más sencillo, unta de margarina o mantequilla los lados interiores de dos rebanadas, y coloca una loncha de jamón de york y otra de queso, junto con unas tiras de lechuga. Pero puedes hacer otros sándwiches más elaborados, como uno de pollo cocido y picado con huevo duro, mayonesa y pepinillo agridulce, todo picado junto y después untado en el pan en cantidad generosa.
    Cómo hacer sandwiches funerarioswww.comidakraft.com
  4. Dales forma. Ahora viene lo divertido. Para convertir un sándwich vulgar y corriente en uno funerario, tienes que recortarlo de manera que le dés una forma de ataúd, cortando los picos superiores en ángulo y y los lados también pero en sentido contrario. Después, decóralo formando una cruz o las letras RIP, usando para ello tiras de pimiento morrón, rojo, o del piquillo. También puedes usar tiras de zanahoria o poner un hilo de ketchup, simulando la sangre, o de mostaza, para crear la cruz o el RIP. Para sujetarlo usa unos palillos de madera para que no se desarme.
  5. Dulces. Puedes hacer una versión dulce de estos sándwiches, untando el pan de Nocilla o Nutella, es decir, una crema de chocolate y avellanas. Después, para montarlo, en lugar de poner una rebanada sobre la otra, las unes formando una L, con tal de que simulen una lápida. Con un tenedor o un palillo, escribe las letras RIP o una cruz y un nombre y una fecha, si tienes espacio, con crema del color que destaque más, pues como sabes, estas cremas de untar tan populares tienen la versión blanco y negro, dhocolate y leche.

Consejos para hacer sandwiches funerarios

  • Para acompañar los sándwiches funerarios propios de Halloween, puedes poner en la mesa bebidas que no desentonarán, como la sangría, el zumo de tomate bien sazonado, vinos tintos y claretes, o para los niños, refrescos a base de granadina o con preparados de color rojo.
  • Aplica tu imaginación para decorar la mesa donde servirás los sándwiches funerarios, buscando los típicos motivos terroríficos para crear un entorno inquietante relacionada con esa noche tan ligada a los muertos y al más allá.

Cómo hacer sandwiches funerarios

¿Te ha gustado?