Desde su origen, el hombre sintió la necesidad de expresar sus ideales y comunicarse con el entorno que le rodeaba, para ello, tuvo que hacer uso de su cuerpo como único recurso disponible en esos momentos. Así, antes de desarrollar el lenguaje y cualquier otra fase habitual, el ser humano tuvo que recurrir a sus propias limitaciones. Por ende, utilizó su cuerpo para enunciar sus necesidades, sentimientos y temores. El principal motivo que llevó al hombre a los movimientos rítmicos de su cuerpo, fue el hecho de poder entablar comunicaciones con los diferentes grupos sociales. Asimismo, como manera de rendirle tributos a los dioses, propios de la antigüedad.

De allí, nació lo que hoy en día conocemos como baile y danza. Siendo el primero, un proceso de utilizar el cuerpo, mediante movimientos rítmicos y usualmente, sin orden en específico; acompañados a su vez, con música de fondo. El mismo, se originó con la finalidad de actuar como una forma de expresión, tanto en el ámbito social, como en el artístico o religioso. Mientras que, la danza, también se considera un medio de comunicación personal, sin hacer uso del lenguaje. En ella, los bailares expresan sus sentimientos y emociones a través de sus pasos cronológicos, pues, en la danza, los movimientos son preparados con anterioridad, no es libre como el baile. Ambos, se consideran hoy en día como arte.

Así, poco a poco se prepararon personas para enseñar el arte del baile y la danza. Por ende, nació lo que conocemos como coreógrafo o instructor del baile. Siendo este, el encargado de instruir a los individuos a hacer uso de su cuerpo para mostrar sus sentimientos, a través de una serie de pasos cíclicos o no. Dentro de la danza, el cerógrafo es el encargado de crear la danza, es decir, diseñar la coreografía que llevaran a cabo los bailarines; siendo una tarea, que requiere tiempo, pues, debe lograr pasos armónicos y semejantes.

El baile y la danza, son conocidos como el primer arte nacido entre la humanidad, pues, ha representado un papel primordial en el desarrollo y evolución de las civilizaciones, inicialmente, como manera de rendir tributo a dioses. Seguidamente, se popularizó en los grupos sociales como mecanismo de interacción y comunicación de las necesidades y preocupaciones. Lo cierto, es que brindó altos beneficios desde el origen de la humanidad.

A medida que el baile y la danza se extendieron y adoptaron como cultura representativa de los países, cada uno lo desarrolló y adecúo conforme a sus costumbres. De allí, surgieron diferentes tipos de bailes, característicos de una nación en específico. Por ejemplo, a nivel de España, a finales del siglo XVIII surgió el «flamenco», hoy, baile típico del país europeo. Asimismo, la «samba» es popular del país sudamericano Brasil, con origen africano. Por otra parte, el «tango», es el baile representativo de Argentina. Y así, podríamos mencionar infinidades de tipos de baile, pues, cada país, ha desarrollado e implementado la danza conforme a su cultura y costumbres.

Ahora bien, el baile no ha parado de desarrollarse y diversificarse. Ha sido adaptado por todos los grupos sociales, y así, han surgido «estilos modernos». Caracterizados por la inclusión de diferentes ritmos y pasos pertenecientes a otros bailes. Además, presenta movimientos no convencionales, dejando de lado las tradicionales danzas. Entre los géneros modernos, destacan: «electro dance», «funky», «break dance», entro otros.

En referencia a este último, el «break dance», es una danza urbana, o como popularmente se le conoce, «callejera», propia de la cultura afroamericana y adoptada por diversos grupos sociales alrededor del mundo. Surgió en la década del 1970, en las comunidades de los barrios neoyorquinos, como Bronx y Brooklyn. Tomó auge al momento de ser acogida por diversos artistas de la época, tal es el caso de «Michael Jackson», quien la integraba a sus múltiples coreografías.

El «break dance», generalmente, es adoptado por los jóvenes. Quienes forman sus grupos, solo para practicar este baile, alejándose de las corrupciones que los rodean. Así, se ha popularizado en el ámbito juvenil, captando la atención de miles de adolescentes o adultos, que no saben bailarlo. Por ende, si eres una persona aficionada por el baile, o simplemente, quieres aprender a dominar este género; a continuación, te explicamos: «¿Cómo bailar break dance?»

¿Que necesitas para bailar break dance?

  • Ganas de bailar
  • Entrenamiento

Instrucciones para bailar break dance

El «break dance», es un estilo moderno de baile callejero con pasos libres y asimétricos. Sin embargo, la mayoría de sus movimientos incluyen un nivel de dificultad que se adecúa a la práctica que tenga la persona que lo lleva a cabo. En tanto, si apenas comenzarás a efectuar este género de baile, debes ir desde lo más sencillo, poco a poco tomarás mayor dominio para realizar pasos que involucren grado de dificultad. Por ende, a continuación, te indicamos: «¿Cómo bailar break dance?».

  1. Vestimenta: como todo baile, el «break dance» incluye movimientos propios del ejercicio físico. Por ende, es importante que estés cómodo. Utiliza una camiseta, pantalones y bambas.
  2. Superficie adecuada: considera que el «break dance», es un estilo de baile que, generalmente, es ayudado por la superficie que te sostiene, pues, te ayudará a deslizarte mejor y a realizar los pasos adecuadamente. Por ello, ubícate en un área de madera lisa, que te permita deslizar pero no resbalar.
  3. Música: escoge la melodía perfecta que te acompañe durante el proceso, debes considerar, músicas electrónicas para sentir mejor el ambiente de «break dance».
  4. Categoriza los pasos: a nivel de «break dance», los pasos se clasifican en: toprocks (movimientos de pie), footworks (movimientos en el suelo), freezes (momentos congelados), tricks&combo (acrobacias) y powermoves (movimientos de mayor dificultad).
  5. Inicia con un calentamiento: es importante que muevas y estires los brazos y piernas, antes de comenzar con los pasos de «break dance».
  6. Toprocks: inicia con los pasos sencillos, estos son los realizados de pie. Para ello, ponte de puntillas y balancéate un poco hacia adelante. Seguidamente, cruza tu pie izquierdo delante de la pierna derecha, alternando los pies para el siguiente movimiento. Realiza un pequeño salto y toma la posición inicial, un pies a lado del otro. Repite los pasos anteriores, mueve tus brazos durante el paso.
  7. Footworks: A nivel del suelo, flexiona tus brazos y apóyate en ellos, lleva tu pierna derecha hacia adelante, estirándola delante de tu pierna izquierda. Asimismo, mientras haces ese paso, tu pie derecho debes balancearlo hacia adelante, tomando una posición de puntilla.
  8. Freezes: apoya ligeramente tu cabeza en el suelo y la mano derecha a nivel bajo, como si fueses a acostarte, mantén la pierna izquierda estirada sobre tu dorso. Por otro lado, dobla la rodilla derecha al mismo paso que doblas el codo izquierdo y lo insertas a tu cadera. Mantente así por unos segundos, y vuelve a la posición inicial (de pie, con ellos paralelos).
  9. Power moves: estira la pierna izquierda y flexiona tu dorso hacia adelante, apoya tu mano izquierda también en el suelo, dobla tu pierna izquierda por detrás de tu cuerpo, de manera, de que toque tu pierna derecha que hasta ese momento debe estar estática, y luego, mueve ambas piernas rápidamente por frente de tu cuerpo, a medida que mueves los brazos hacia a atrás y los apoyas en la superficie para mantenerte. Las piernas deben pasar por frente de tu cuerpo formando una «V».

Consejos para bailar break dance

El «break dance», en baile moderno de máxima exigencia y control al momento que se inicia su aprendizaje, debes ser paciente para lograr unos movimientos limpios. Anteriormente, te mencionamos los pasos para que te formes, básicamente, en este género libre. Por ello, te presentamos a continuación, una serie de consejos a considerar sobre: «¿Cómo bailar break dance?».

  1. Protege tu cuerpo, utiliza rodilleras y gorro. Luego, podrías implementar muñequeras y coderas. Úsalas solo cuando vayas a practicar el baile, para evitar presionar al cuerpo.
  2. Aparta días a la semana para dedicarlos a aprender el «break dance», de una a tres horas.
  3. Durante el calentamiento, practica movimientos suaves para evitar dañar tus músculos.
  4. Iniciar un aprendizaje nunca es sencillo, por tanto, inténtalo una y otra vez hasta que domines los pasos.
  5. Déjate guiar por la música, ve a su mismo ritmo mientras realizas los pasos.
¿Te ha gustado?
2 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.