Cuando hablamos de disfraces la variedad es muy amplia; porque se trata de ocultar tu verdadera personalidad utilizando la imagen de otra persona, puedes ser un pollo, una vampiresa, una diosa egipcia, y mucho más-

Si estás buscando un disfraz sencillo y original para carnaval o alguna otra fiesta popular; una buena opción es el de gatita. Pues, si deseas hacerlo en lugar de comprarlo, solo debes revisar tu armario y sacar una que otra pieza olvidada; las cuales puedes reutilizar.

Recuerda que este disfraz se compone básicamente de accesorios: cola, orejas y un maquillaje felino. El resto puede ser una blusa manga larga negra con un jean del mismo color y calzado deportivo. Así que si hablamos de ahorrar costos; este disfraz es uno de los más indicados porque no te vale ni tres huevos.

Quizás ahora te estés preguntando cómo puedes hacerlo. Venga, no te preocupes si no te surgen ideas que  aquí te diremos paso a paso lo que debes hacer para lucir fabulosa.

Instrucciones para hacer un disfraz de gata

Como ya lo hemos señalado anteriormente, para el traje solo necesitas unos jean, una blusa y calzado deportivo negro. Puedes optar por otros colores como el gris, el blanco o el marrón; pero procura que todas las piezas sean del mismo color. Si lo prefieres y lo tienes a la mano, también puedes usar un mono de una sola pieza. Otra cosa que debes tomar en cuenta es que las prendas deben quedar bien ajustadas a tu cuerpo. Deben definir muy bien tu figura ya que esta es una característica de este tipo de disfraz.

Orejas de Gata

Para hacerlas solo necesitarás:

  • Fieltro peludo del color de tu preferencia.
  • Cartulina.
  • Pegamento de silicón
  • Un par de ganchos franceses para el cabello.
  • Tijeras.

gatita

 

  1. Corta la cartulina según la forma de las orejas que desees llevar. Pueden ser triangulares u ovaladas. Si deseas hacerlas triangulares, corta dos triángulos equiláteros, es decir, con todos sus lados iguales.
  2. Corta 4 piezas de fieltro peludo, 2 para cada oreja. Utiliza la cartulina que recién cortaste para que te sirva de guía y deja la cartulina un centímetro más larga que el fieltro para hacer una especie de pestañita.
  3. Pega el fieltro a la cartulina. Ten cuidado al usar el pegamento ya que no querrás dañar tus orejitas. Utiliza solo la cantidad necesaria para que se adhieran correctamente las dos piezas.
  4. Cuando ya haya secado un poco, dobla la pestañita hacia atrás sin usar pegamento. Haz lo mismo con la otra oreja.
  5. Toma los ganchos para el cabello y agrégale pegamento solo a uno de sus bordes y pégalo a la pestañita que doblaste, de modo que el gancho quede para colocarlo en la cabeza y la oreja quede exactamente sobre el gancho.
  6. Déjalas secar bien y para usarlas haz un par de coletas y colócalas en un lugar que sea lo suficientemente visible.

También puedes hacer las orejas de gato utilizando una diadema en lugar de los ganchos franceses. El procedimiento sería el mismo con la excepción de que la pestaña debe ser más larga para poder colocarla alrededor de la diadema de modo que quede bien sujetada.

Si no tienes fieltro peludo puedes usar el fieltro tradicional y cortar otro triangulo más pequeño con otro color para colocarlo en el centro de tus orejas de gata y así darles más vistosidad.

Cola de Gata

  • Para hacer una cola para tu disfraz de gata, solo necesitarás:
  • Un par de calcetines negros
  • Hilo negro
  • Aguja
  • Algodón

gata

  1. Corta el calcetín de un solo lado de arriba hacia abajo completamente, hasta que te quede una sola pieza de tela. Si desees una cola larga, haz lo mismo con el otro calcetín.
  2. Une ambos calcetines cociendo con el hilo y la aguja.
  3. Ya teniendo una sola pieza, mide el grueso de la cola que deseas usar. Como recomendación te decimos que trates de hacerlo delgado. Luego que hayas determinado el grosor, cierra el borde de la cola cosiendo.
  4. Rellena con algodón la cola procurando que te quede lo más uniforme posible.
  5. Ya terminada tu cola solo te queda pegarla al pantalón usando el hilo y la aguja nuevamente.

Maquillaje de Gata

Una parte vital del disfraz es el maquillaje. No tienes por qué enrollarte sobre cómo lo vas a hacer, ya que aquí te diremos paso a paso todo lo que necesitas saber.

  1. Aplica una base en todo el rostro.
  2. Es importante que tengas presente que, en cuanto al maquillaje felino, los ojos serán los protagonistas. Por ello, debes esforzarte por lograr unos ojos rasgados o achinados. Lo puedes hacer trazando en el borde del párpado una línea gruesa con un delineador líquido negro. Procura que al hacerlo queden como una especie de colita en cada ojo.
  3. Delínea la parte de abajo del ojo con creyón negro.
  4. Puedes usar también pestañas postizas.
  5. Si tienes los ojos color café, y deseas darle más realismo al disfraz, puedes colocarte lentes de contacto verdes. Claro, esto no es estrictamente necesario. Es solo una opción que puedes considerar o no.
  6. Si lo deseas, aplica un poco de sombra blanca debajo de las cejas para definir un poco más los ojos. No abuses con la sombra, solo es para iluminar la mirada.
  7. Usando el creyón de ojos negro, dibuja un triángulo invertido en la punta de la nariz y rellénalo.
  8. Prolonga la punta inferior del triángulo hasta el inicio de los labios.
  9. Dibuja pequeños puntos negros en el bozo.
  10. Al lado de los puntos, debajo de las mejillas, traza líneas que simulen los bigotes de un gato.
  11. Delínea los labios con un color oscuro, como el vino tinto o incluso el negro.
  12. Rellénalos con un tono más claro. Esto se hace para darle énfasis a los labios y hacerlos ver un poco más gruesos.
  13. Aplica colorete debajo de los pómulos, de adentro hacia afuera. Y ¡listo! Está terminado tu maquillaje.

Más detalles

gatita

Puedes terminar de complementar el disfraz pintando tus uñas de color negro. Si las tienes muy cortas, puedes colocarte uñas postizas y, de igual manera, pintarlas. Recuerda que una característica importante de los felinos son sus garras. Por eso, no debes olvidarte de ellas ni dejarlas a la casualidad. Tenlas como parte de tu disfraz.

También puedes usar tu cabello bastante despeinado, al natural. Para lograr un aspecto un tanto salvaje. Claro, esto queda a tu elección. Seguro que como decidas llevarlo lucirá genial.

Este disfraz también puede utilizarse para niñas. Venga, que aquí te diremos la manera de hacerlo. De hecho, puedes lograrlo en tan solo una tarde. Sí, lo has leído bien, en una tarde. Presta atención a los pasos que debes seguir.

Disfraz de gata para niña

Los materiales que necesitarás son los siguientes:

  • Tela de tul del color que prefieras
  • Cinta raso
  • Tijeras
  • Cinta elástica
  • Alambre
  • Hilo y aguja
  • Camiseta del color de tu preferencia
  • Mallas del color que desees, preferiblemente que armonice con los otros colores que has escogido.
  • Un calcetín
  • Algodón
  1. Lo primero que te sugerimos es que comiences haciendo un tutú con el tul. Y esto es muy fácil, tanto que ni tendrás que coser. Corta en tiras largas el tul.
  2. Toma la cinta raso como guía y ata a ella cada una de las tiras de tul que cortaste, haciendo nudos.
  3. Repite el proceso una y otra vez, asegurándote que la tela de tul quede bien pegada una al lado de la otra. Poco a poco te darás cuenta que todas estas piezas juntas van formando una sola falda, la cual podrás ajustar con un pequeño lazo en la cintura de la niña.
  4. Para hacer la cola, mide la cinta elástica y córtala según el ancho de la cintura de la niña.
  5. Corta la media, y rellénala con el alambre y el algodón. Gracias al alambre podrás darle la forma que desees a la cola.
  6. Ciérrala usando hilo y aguja. Únela a la cinta elástica. Y ya estará listo el disfraz. Solo te queda armarlo

¿Que necesitas para hacer un disfraz de gata?

  • Fieltro peludo del color de tu preferencia.
  • Cartulina.
  • Pegamento de silicón
  • Un par de ganchos franceses para el cabello.
  • Tijeras.
  • Tela de tul del color que prefieras
  • Cinta raso
  • Tijeras
  • Cinta elástica
  • Alambre
  • Hilo y aguja
  • Camiseta del color de tu preferencia
  • Mallas del color que desees, preferiblemente que armonice con los otros colores que has escogido.
  • Un calcetín
  • Algodón

Consejos para hacer un disfraz de gata

  1. Colócale la camiseta y las mallas. Luego ponle la cola como si fuera un cinturón. Sobre eso colócale el tutú. Sí, la cola quedará por debajo del tutú pero esa es la intensión. Saca la cola de entre las tiras de tul y así no se notará que es una pieza aparte y tampoco tendrás que coserla o pegarla al disfraz. También podrás darle la forma que prefieras. El resto es pan comido y materia vista. Repite el mismo proceso de elaboración de las orejas que vimos anteriormente.
  2. Es importante que recuerdes que en este caso se trata de una niña por lo que evita colocarle calzados altos y uñas postizas ya que en ambos casos podría hacerse daño. El maquillaje puede ser el mismo que te sugerimos para el disfraz de dama o puedes hacerlo más infantil agregándole detalles caricaturescos. Esa es tu elección.
  3. Recuerda que para lucir un buen disfraz de gatita no es necesario que salgas a hacer compras, puedes valerte de lo que ya tienes en tu armario. Si revisas bien encontrarás buenas opciones para utilizar y te estarás ahorrando mucho dinero. Otro aspecto al que debes darle peso es al maquillaje.

Con estos consejillos sabemos que serás el alma dela fiesta y que no podrán apartar las miradas de tu original disfraz.

¿Te ha gustado?