La catrina conocida originalmente como: «la calavera garbancera», es un personaje perteneciente al folclor mexicano, creado por el caricaturista e ilustrador propio de ese país, José Guadalupe Posada. Las garbanceras correspondían a la etnia indígena que desistieron de vender maíz para dedicarse a la venta de garbanzos, con la finalidad de adoptar una cultura europea renegando de sus raíces y de su raza. Por tanto, la ilustración de la catrina se debe a una representación crítica a un determinado grupo de pobladores mexicanos que rechazaban su sangre latinoamericana por aparentar ser europeos.

La historia de esta terrorífica figura surge durante los gobiernos de Benito Juárez, Sebastián Lerdo de Tejada y Porfirio Díaz. A partir de estos períodos se iniciaron las denuncias y críticas hacia las clases sociales. Inicialmente, comenzaron con escritos repudiando a la alta alcurnia que tomaba un estilo de vida foráneo. Luego, comenzaron a acompañar los duros escritos con imágenes de calaveras y cráneos; ahora, los textos se habían apoderado de los periódicos, donde se explicaba el porqué de las peculiares imágenes. ¿Su explicación?, no era más que retratar la miseria, los errores políticos y la hipocresía de una sociedad que rechazaba su propia sangre, según opinaban los artistas encargados de retratar  las mencionadas figuras. Por tanto, en las terroríficas imágenes, las calaveras portaban vestimenta de gala en fiestas de alta sociedad, para enviar un mensaje más directo.

Asimismo, el artista Diego Rivera fue el encargado de crear el característico atuendo de las calaveras. Las cuales se distinguían por su estola de plumas y sus grandes sombreros. El artista, originalmente había pintado la obra donde aparecía la calavera con su particular vestimenta, acompañada de su creador José Guadalupe Posada; para el Hotel del Prado, uno de los más importantes de la Ciudad de México.

Posterior a ello, La Catrina se convirtió en el símbolo oficial de la muerte en el país latinoamericano. Pues, en él se celebra el día de muertos, festividad propia del 01º y 02º de Noviembre, por tanto, es natural verla plasmada a lo largo de todo el país, como parte de dicha celebración. Actualmente, continúa siendo una invención popular mexicana. Incluso, ha traspasado la imagen bidimensional, y muchos artesanos la han tomado como modelo para sus creaciones; y es creada en diversidad de materiales, entre los que destacan; el barro y la madera. La vestimenta de la misma varía según la región, sin embargo, se les sigue conociendo como «Catrinas».

Este artículo relacionado también te interesará: Cómo Maquillarse de Calavera Mexicana

De igual forma, esta aterradora figura se ha popularizado a gran escala alrededor del mundo, especialmente, como disfraz para Halloween; aun cuando muchos no conocen el origen de la imagen, siguen inclinándose por esta opción al momento de pensar en un disfraz terrorífico. Por tanto, hoy, la pregunta resulta ser: «¿Cómo maquillarse de Catrina?», y a continuación te explicamos cómo.

¿Que necesitas para maquillarte de Catrina?

  • Maquillaje

Instrucciones para maquillarte de Catrina

En México, celebran una fiesta autóctona conocida a nivel internacional como: «El día de los muertos», con el fin de rendirle homenaje a familiares y seres queridos ya fallecidos. Para esta festividad, las mujeres suelen escoger la vestimenta de Catrina para engalanarse. Sin embargo, la elegancia y el porte, es una de las características más importantes. Por tanto, si deseas portar el disfraz de esta popular figura mexicana, debes maquillar tu rosto de manera de resaltar cada facción, simulando una calavera,

Asimismo, el maquillaje inspirado en Catrina presenta muchas adaptaciones, según la complejidad y creatividad que la persona maneje. De esta manera, las mujeres al seleccionar esta figura, suelen preguntarse: «¿Cómo maquillarse de Catrina?», y a continuación, te explicaremos paso a paso cómo realizar una opción de este maquillaje con paleta de colores en morado, se mostrará un ejemplo sencillo que podrás modificar según tus habilidades y preferencias. Entonces:

  1. Iniciamos con la base de nuestro rostro. Aplicamos una pintura blanca especial para maquillaje de rostro, y con una esponjita la distribuimos por todo el rostro poca a poco y uniformemente. Exceptuando el área de alrededor de los ojos, que la trabajaremos más adelante con otros colores. Una vez aplicada la pintura en el rostro, por ser un producto líquido, debemos sellar con polvo, en este caso, te recomendamos utilizar un producto traslúcido, que aportará un acabado perfecto. Igualmente, distribuimos por todo el rostro.
  2. Seguidamente, procedemos a contornear la frente del rostro con el color de tu preferencia. Para este ejemplo, utilizaremos un morado claro. La finalidad, es aportar dimensión al rostro. Luego, para el área de los pómulos, aplicamos un marrón suave y distribuimos.
  3. Posteriormente, vamos al área de los ojos, para lo cual, tomaremos nuestro delineador de preferencia, pero negro, para realizar dos grandes círculos alrededor. No tienen que ser líneas perfectas, pues, lo difuminaremos. Pero, sí deben ser de tamaño similar para evitar debilidades en el maquillaje. Por lo que, te recomiendo que elabores dos círculos en papel cartulina que te servirán como guía. Su tamaño, alrededor de 5 a 6cm de diámetro, de acuerdo a tu preferencia. Una vez realizado el círculo en cada ojo, procedemos a rellenarlos con un jumbo pencil o delineador de punta gruesa. En este caso, utilizaremos un morado oscuro como color para el relleno. Luego, en los bordes, difuminamos con negro para lograr mayor profundidad.
  4. Alrededor de los ojos, realizaremos pequeños pétalos para simular una flor circular. Utilizaremos color morado y rojo, intercalado. Una vez realizados los pétalos en ambos ojos, procedemos a aplicar brillantina, para resaltar. A nivel de nuestra frente y barbilla, también realizaremos la misma figura, solo, que más pequeña.
  5. Para el área de los labios, pintaremos de un tono morado oscuro. Y a los bordes, trazaremos líneas horizontales y luego sobre ellas, unas pequeñas líneas verticales para simular la dentadura de una calavera.
  6. Dejamos de ultimo el área de la nariz para no manchar el resto del rostro. Por tanto, con el delineador negro dibujamos un triángulo en la punta de la nariz, el mismo, lo rellenamos con el mismo color.
  7. Finalmente, retocamos donde fuese necesario.

Consejos para maquillarte de Catrina

El maquillaje de Catrina puede ser tan complejo como tú lo desees. Anteriormente, explicamos el paso a paso de un colorete sencillo y con matices más llamativos. Pueden variar, dependiendo de tus gustos y de qué tan terrorífico quieres aparentar. Por tanto, a continuación te presentamos unos consejos relevantes para que tengas en cuenta cuando te preguntes: «¿Cómo maquillarse de Catrina?»

  1. La pintura blanca para el rostro, puedes conseguirla en tiendas de artículos para Halloween o de cosméticos. De no conseguirla, podrías optar por pintura al frío, tomando en consideración que no son indicadas para el rostro, pero igual podrían servirte.
  2. Puedes aplicar dos capas de pintura blanca en el rostro, para lograr un acabado potente y con mayor uniformidad. Pero, siempre dejando secar la primera capa antes de aplicarte la segunda, para evitar la formación de parches.
  3. Siempre será importante, que selles el producto líquido, con un producto en polvo, para una mejor presentación
  4. Con un hisopo untado en desmaquillante, puedes limpiar las imperfecciones que surgieron en el área de los ojos luego de realizar los círculos con el delineador.
  5. Finalmente, puedes agregar pestañas postizas para un mejor acabado en el área de los ojos, siempre que las necesites. Te recomiendo, que luego de pegarlas te apliques dos capas de pestañina.
¿Te ha gustado?